Primero que nada si tienes un espítiru explorador, este juego es para ti. Descargué el juego a mi Play 4, me puse mis audífonos y ya solo me faltaba mi toalla de explorador intergaláctico para comenzar la aventura (Para el que no entienda esta reseña les recomiendo el libro Hitchhiker’s Guide to the Galaxy).

Empiezas en una situación donde tu nave esta desmadrada y tienes que repararla. Yo aparecí en una especie de cañón y según mi navegador tenía que caminar por aproximadamente 7 min para llegar a ese recurso que necesitaba minar para reparar mi nave.

vYVZabrC5BZb5tbEJNGfuU-1200-80

Pues ahí voy… todo contento viendo cada detallito de ese planeta. Encontré unas cuevas y pude minar plutonio… claro como el plutonio sale así nomas en cristales bonitos y rojos… y además le disparo con mi pistola minera para obtener los recursos.  Está bien, tenían que poner una especie de combustible que fuera fácil de conseguir en cualquier planeta para energizar todos los gadgets de mi explorador. En un momento me encontré con una criaturilla que me empezó a atacar. Recordé de alguno de los reviews que si matabas animales unos robotcitos centinelas te perseguían y te mataban. Estaba esto muy al principio del juego así que decidí no atacar al bicho. ¡Pero me estaba matando! jajaja y yo de baboso no sabía cómo picarle para correr así que caminaba lentamente mientras me golpeaba y poco a poco acababa con mi vida. Logré caminar lentamente hacia afuera de la cueva y ahí dejó de atacarme el maldito bicho. En fin, miné el recurso que quería y reparé mi nave después de un rato y logre salir de ese planeta que la verdad estaba bonito.

Después de eso empecé a sentir un poco como el juego de Spore, cuando ya estás en el espacio. Encuentras que hay recursos valiosos y decidí dedicarme a eso para comprar una nave más grande. Cuando junté el dinero para comprarla, vi que llegó otra nave aún mejor, pero la mentada costaba 4 veces más de lo que había ahorrado para esa primera nave que vi. Entonces decidí seguirle minando para comprarme esa que está bien chida. A todo esto, normalmente para conseguir las naves, se las compras a otros alienígenas que llegan a las estaciones espaciales y le dices “ta chida tu nave.. te la compro!” jajajaja

maxresdefault

En fin logre brincar a otro sistema solar y vi más planetas y demás… y ahí comenzaba la aventura… Pero tuve un episodio súper intensísimo donde me hizo sentir como un verdadero explorador y aventurero. Resulta que llego a un planeta que por naturaleza era radioactivo entonces no podías estar en la superficie fuera de la nave por básicamente mas de un minuto. Y además, si había tormenta radioactiva era cuestión de segundos para ser cocinado como en microhornito. Pues en ese planeta en un edificio abandonado encontré una transmisión de una nave que había chocado en la superficie así que decidí explorar y ver de qué se trataba. La tormenta radioactiva estaba al máximo así que llegue a la otra nave y básicamente te preguntaba si querías adueñarte de ella. Lo malo que tenía todos los componentes rotos pero me dije a mi mismo “no hay pedo, la reparo y listo”. Esta nave era mejor que la que tenía incluso cuando ya me había comprado una bastante cool. Desmantelé un par de cosas de mi nave anterior para tener más recursos y me hice dueño de la nave descompuesta. Ahora solo tenía que conseguir los recursos necesarios para hacer que vuele la chingadera. Encontré una cuevita donde me podía resguardar de la radioactividad y comenzó a explorar dentro… en eso… Caput! se traba el juego y se cierra. Dijeme, “no hay pedo el juego se guarda cada vez que te bajas de tu nave” y justo era lo que acababa de hacer, bajarme de la nave de la que me había adueñado. Abrí el juego de nuevo y revisé otra vez que recursos necesitaba para reparar la nave y recordé que era ese primer recurso que me hacía falta en el otro planeta y la manera que se presenta es en unas piedras gigantes sobre la superficie. Fácil, me subo a mi nave anterior recolecto de ese material y me regreso. Pero no contaba con que se hubiera reiniciado el juego y por esto, mi nave anterior había desaparecido… chan gan chaaaan…

Estaba en un planeta radioactivo con una nave descompuesta sin 2 recursos que suelen aparecer solo en la superficie y solo podía caminar unos 50 metros antes de tener que regresar rápidamente a la cueva o a mi nave. Realmente estaba en aprietos intergalácticos. Así que consideré mis opciones. Una era la salida del cobarde, reiniciar el juego y volver a empezar tirando a la basura todo lo que había hecho. La segunda, la del aferrado a la vida, explorar el sistema cavernoso y rezar al dios del algoritmo de HelloGames que hubiera puesto un par de recursos de Heredium y Zinc en esa mentada cueva.

¡Pues a explorar! Decidí desarrollar una tecnología que me daba más estámina y así poder correr durante periodos más largos y hacer mi exploración menos dolorosa. Después de perderme durante media hora en la cueva que resultó ser muy grande… encontré Heredium!! un pedazo de piedra azul gigante colgando del techo de esa caverna. Gracias Dios SuperFormula de la cual HelloGames estaba en un problema legal de copyright. Ahora solo me faltaba Zinc. Emprendí mi camino de regreso con miedo de no saber regresar para al menos guardar ese avance. Utilizaba mi escáner en todo momento con la esperanza de conseguir el segundo recurso. En eso vi un simbolito detectado por el escáner que decía que había algo, y podía ser Zinc. Pero había un problema, estaba arriba de mí. Recordé que por error había tirado una granada una vez e hice un boquete. Así que a explotar la cueva. Después de unas 10 granadas que por fortuna había mucho plutonio para recargar mi pistola lanzagranadas, llegue la superficie y había una plantita amarilla y una vez más gracias al Dios SuperFormula era zinc. Rápidamente regresé a mi cuevita antes de achicharrarme con la radiación. Logré encontrar mi camino de regreso a la nave en ese laberintoso sistema de cavernas. Reparé los sistemas necesarios para poder despegar y a volar se ha dicho.

No Man's Sky_20160811231755

Y así empezó mi aventura en No Man’s Skym que aunque gracias a un error del juego viví una experiencia de explorador que nunca había vivido con otro videojuego antes. ¡Al infinito y más allá!

Anuncios

¡Deja tu opinión!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s